autor : López Campillo 15 jun. 2013

En la ensenada de Ubiarco destaca un hito geológico, un anticlinal. La erosión marina vació su interior de lodos y sedimentos y la peculiar cavidad terminó dando cobijo a una ermita semi-rupestre al borde del mar.

Se cuenta que fue lugar de peregrinación ya en época romana. Contiene las reliquias de las santas Justa y Rufina. El interior puede visitarse cada 19 de julio, día en el que se celebra una romería. La actual edificación debió ser levantada en el siglo XVI. Es en este momento cuando aparecen numerosas referencias documentales civiles y religiosas, bien por su posición en una ensenada, bien por la celebración de romerías. La obra no presenta decoración alguna, limitándose a dos paredes de mampostería ceñidas al anticlinal y un tejado a un agua. Al parecer, antes del siglo XVI la cavidad ya era empleada por ermitaños.
Es una de las estampas costeras emblemáticas de Cantabria, historia y naturaleza concentrándose en un lugar especial.
Volveremos a Ubiarco para conocer la fortificación que la ensenada ve en tiempos de la guerra civil y los vestigios de una centenaria torre ballenera.




{ 2 comentarios... }

  1. Segun dicen si una pareja bebe de la fuente qu ehay antes de llegar se casará pronto

    ResponderEliminar
  2. buen aviso, llevaré agua embotellada

    ResponderEliminar

Espacio para la divulgación del patrimonio histórico cántabro. Funciona a modo de inventario de "hitos con historia" esparcidos por los valles, montañas y pueblos de la región, entre la prehistoria y la guerra civil: cuevas y abrigos prehistóricos, grabados post-paleolíticos, menhires y túmulos megalíticos, poblados castreños, estelas, campamentos romanos, necrópolis, ermitas rupestres, iglesias, retablos, torres medievales, fortalezas, casonas solariegas, escudos, batanes, ferrerías, molinos de marea y río, hórreos, faros, trincheras, nidos de ametralladora...
cachos de historia que sin duda merecen ser conocidos, valorados y preservados.

tesoros históricos de cantabria -